• 13 de junio de 2024 00:59

Medio Rural realiza un nuevo pago de más de 3,8 millones y traslada a las ganaderías las medidas propuestas para flexibilizar la PAC

El Principado ha abonado hoy más de 3,8 millones de ayudas de la Política Agraria Común (PAC) a explotaciones ganaderas y agrícolas. La directora general de Ganadería y Sanidad Agraria, Rocío Huerta, ha trasladado la noticia a representantes de los sindicatos agrarios Uca, Coag, Asaja, Ura y Usaga y de Cooperativas Agroalimentarias, en una reunión celebrada esta mañana.

Este nuevo pago, que beneficia a más de 1.500 profesionales, se corresponde con las líneas de apoyo a la renta básica para la sostenibilidad, jóvenes agricultores, vacuno de carne, zonas con limitaciones naturales (montaña) y al cultivo de manzano para la biodiversidad. La distribución de los fondos por cada línea se detalla en la siguiente tabla:

LíneaImporteBeneficiarios
Renta básica1.295.823,69544
Incorporación de jóvenes126.950,7020
Vacuno de carne376.877,59277
Zonas con limitaciones naturales1.855.239,34657
Manzano para la biodiversidad51.985,2424

Estas cantidades se suman a los más de 600.000 euros transferidos hace una semana y a los más de 66 millones abonados a finales de 2023. El saldo final de las ayudas PAC se conocerá a fecha 30 de junio, cuando finalice el periodo establecido en la normativa para realizar los pagos.

Adaptar las ayudas directas a la realidad de Asturias

Durante la reunión celebrada esta mañana, Huerta también ha trasladado a los sindicatos agrarios las propuestas que el Gobierno de Asturias ha elevado al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para adaptar a la realidad de la comunidad el primer pilar de la PAC, es decir, las ayudas directas a profesionales. Las sugerencias del Principado, que se resumen a continuación, persiguen favorecer la actividad ganadera y reducir la burocracia.
Las propuestas que el Principado ha remitido al ministerio se resumen a continuación:

– Las ayudas complementarias a jóvenes y el acceso a la reserva nacional deben orientarse a apoyar la incorporación a la actividad agraria, por lo que han de garantizar que cuando esa incorporación se realiza a través de una sociedad la ayuda no esté limitada a un único joven.

– Para el acceso a la reserva nacional y a la ayuda de pago redistributivo han de tenerse en cuenta las fórmulas asociativas habituales en Asturias, principalmente las sociedades civiles, para equipararlas a cooperativas, sociedades agrarias de transformación (SAT) y titularidades compartidas.

– Medio Rural demanda un aumento de las ayudas a la producción sostenible para legumbres de variedades amparadas bajo marcas de garantía, con el fin de favorecer cultivos tan importantes como la faba asturiana y la verdina. También solicita que se incrementen las cuantías de las ayudas para el engorde de terneros y para las ganaderías extensivas y semiextensivas de ovino y caprino de carne cuando se trate de animales de razas autóctonas.

– El Principado propone que la rotación de cultivos se sustituya por otra práctica igual de beneficiosa para preservar el potencial del suelo y, sobre todo, la diferenciación de los barbechos en tierras de labor para ganadería.

– La tramitación del pastoreo extensivo ha de simplificarse. Actualmente, los ganaderos que pastorean en montes de utilidad pública o privados deben sacar una guía para el movimiento de sus animales a esos pastos. El Principado plantea que esa comunicación pueda consultarse desde la solicitud única, evitando así que el profesional tenga que anotarla en el cuaderno de la explotación.

– El Ejecutivo demanda que se flexibilicen las fechas de los períodos de no siega y que sea el propio ganadero el que, en función de la meteorología y las condiciones de su explotación, escoja el período de 60 días consecutivos sin siega más adecuado para sus intereses entre los tres siguientes: del 15 de junio al 15 de agosto, del 1 de junio al 31 de julio y del 2 de julio al 30 de agosto.

– Debe ampliarse la superficie computable para el ecorregímen de islas de biodiversidad y reconocer la realidad de los pastos en Asturias, permitiendo que se computen los pastos arbustivos y arbolados colindantes.

– La puesta en marcha del cuaderno electrónico de explotación debe escalonarse, centrando los esfuerzos en unificar e interconectar bases de datos y aplicaciones ya existentes para identificar qué información está disponible. También se propone que el cuaderno sirva de instrumento de apoyo en la toma de decisiones, que sea sencillo, intuitivo y flexible.

– El Ejecutivo reclama que, para el cálculo del agricultor activo, se consideren ingresos agrarios las bajas laborales por incapacidad temporal. Por otra parte, propone que las pensiones de viudedad, orfandad, etcétera, no computen en el cálculo de los ingresos totales.

– Limitación de la burocracia: el Principado asume que los controles y penalizaciones deben existir, pero advierte de que no pueden limitar el desarrollo de la actividad agrícola y ganadera, que genera empleo y riqueza, produce alimentos, fija población, conserva los recursos naturales y diversifica la economía.

Redacción

Equipo de redacción de El Guaje Visuals Producciones Audiovisuales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies